Hay diferentes  categorías de chaleco hidrostático, que permiten diversos comportamientos de flotabilidad, mayor equilibrio bajo el agua y más estabilidad en la superficie. Asimismo, es importante que un buen chaleco se adapte con seguridad al cuerpo del buceador para minimizar el esfuerzo de resistencia y natatorio bajo el agua, y que proporcione un ajuste cómodo y ligero en hombros y cintura.